Consejos sobre el Amor, Matrimonio, Noviazgo

domingo, 26 de agosto de 2012

Los veganos afrontan grandes dificultades para encontrar pareja

Cualesquiera sean los beneficios para la salud de no ingerir carne, leche, pescado o huevos, el veganismo continúa siendo una filosofía minoritaria. Eso implica que para los veganos puede ser difícil encontrar pareja.

El editor Alex Bourke es un vegano estricto. No come ningún producto animal. Sus dos anteriores novias eran veganas.

Actualmente está soltero, y está buscando un amor vegano.

“He salido con carnívoras en el pasado y con vegetarianas y veganas. Resulta mucho más fácil cuando puedo comer sus alimentos y ellas los míos”, dice.

Pero no es únicamente la conveniencia lo que lo impulsa a buscar a alguien con una dieta similar. También es cuestión de ética. Para Bourke, comer carne es moralmente incorrecto.

“Desapruebo a los no vegetarianos, como desapruebo a quienes golpean a sus hijos”.

Escasez de veganos

“No quiero tener nada que ver con la crueldad, no sólo en la ganadería industrial, sino en ninguna clase de cría de ganado. Puse fin a relaciones por culpa del queso”, afirma Bourke.

“Todas las semanas salgo a comer a restaurantes y me encuentro con muchas amigas -algunas muy atractivas- y a veces pasan cosas”, comenta Bourke. “Si beso a alguien, no quiero la molestia de preguntarme qué tiene pegado a sus dientes”.

Sin embargo, buscar una pareja vegana es como buscar una aguja en un pajar.

La Sociedad Vegana Británica calcula que sólo hay unos 150 mil veganos en el Reino Unido, de una población de 65 millones; es decir, uno por cada 400.

En Estados Unidos, las probabilidades son un poco más altas. El Grupo de Recursos Vegetarianos calcula que hay unos dos millones, de una población total de 313 millones; aproximadamente uno en 150. Una encuesta de Gallup publicada hace dos semanas sugiere que 2% de los estadounidenses es vegano.

Al igual que Bourke, Robb Masters, otro londinense, también ve difícil imaginarse saliendo con una no vegana. En 16 años de veganismo, la dieta se ha convertido en parte de su identidad.

Masters dice que hay 20.000 veganos en Londres. “Puede sonar como un montón, pero es menos del 0,25% de la población. Es improbable encontrarse con un vegano de casualidad”.

Por eso, Masters organiza el grupo London Vegan Meetup, para conocer veganos.

Según él, los números deberían favorecer a hombres heterosexuales, pues hay tres mujeres veganas por cada hombre. Pero en la práctica no funciona así. Las veganas parecen más dispuestas a tolerar a no veganos como parejas.

Un ejemplo es la neoyorquina Arden Levine. Cuando conoció a su esposo ya era vegetariana, pero se había convertido recientemente en vegana.

“En nuestra segunda cita me dijo que había ido a comprar dos libros de cocina vegana”, afirma.

Aunque Levine no cocina carne, tampoco le importa tenerla en su refrigerador. Su suegro es un cazador entusiasta y de vez en cuando envía carne de venado a la pareja.

“No pongo restricciones a lo que come mi marido”, dice. Y añade que se niega a convertirse en una santurrona “vegangelista”.

Ernest Hemingway define tres corrientes políticas
El escritor estadounidense Ernest Miller Hemingway, Premio Nobel de Literatura de 1954, autor de célebres cuentos y de El viejo y el mar, aprovechó la pregunta de unos periodistas que le entrevistaban sobre si tenía ideas políticas y contestó lo siguiente: “ Ya lo creo. El socialismo se define así: si tienes dos vacas, le das una a tu vecino. Fascismo: si tienes dos vacas, el Gobierno te las quita y lo más seguro es que te dé permiso para comprar leche. Comunismo: si tienes dos vacas, el Gobierno te las quita y si le preguntas el motivo, sin dudar, te condena algunos años en un campo de trabajo”.


Los peores Juegos Olímpicos fueron los de Párís, en 1900
Los peores Juegos Olímpicos fueron los de París, en 1900. Estos Juegos duraron más de cinco meses -de mayo a octubre-, pues se realizaron en el marco de la exposición mundial. La organización fue muy mala, pese a llevarse a cabo en la ciudad natal del barón Pierre de Coubertin. Quedó en segundo plano que hayan sido los primeros Juegos en el que participaron mujeres (compitieron en tenis, golf y cróquet) y fueran 11 entre 1.225 deportistas, ya que ni siquiera hubo ceremonia de apertura, mucho menos de clausura. Charlotte Cooper fue la primera dama en ganar una medalla.

2 comentarios:

  1. No hay última carta que pueda proclamar un adiós mientras el pasado no abandona y el olvido olvida olvidar. Por eso y por ahora, nunca sobra una más de las faltas…

    Saludos en letras

    ResponderEliminar
  2. busco una pareja vegana, soy señora de 63 años, alguien que sea buen compañero y no le guste la crueldad, mas bien el amor y estar sano!

    ResponderEliminar