Consejos sobre el Amor, Matrimonio, Noviazgo

miércoles, 27 de julio de 2016

Conoce dos historias de "amor" modernas

La última edición del Atlántida Film Fest, que puede disfrutarse online a través de la plataforma Filmin hasta el próximo 27 de julio, incluye en su programación dos polémicos filmes: la ficción Bang Gang (une histoire d'amour moderne) (Eva Husson, 2015) y el documental Chemsex (William Fairman, Max Gogarty). Dos retratos sobre los recovecos más oscuros en donde la juventud europea parece estar refugiándose en sus nuevas formas de relacionarse.

Dentro de las secciones temáticas que vertebran su programación, Atlántidaha decidido incluir una dedicada exclusivamente a la disección de la identidad de los nuevos jóvenes europeos bajo el epígrafe de "Generación". En ella, dos propuestas tan explícitas como diferentes en su planteamiento, nos invitan a reflexionar sobre la expresión de la angustia, el vértigo, el miedo a la soledad y el propio aburrimiento existencial, a través de la pulsión sexual aderezada de drogas y likes.

Aquí es donde se incluye el primer largometraje de la directora francesa Eva Husson, que ya ha sido bautizado como la nueva Kids (Larry Clark, 1995), más que acertadamente en su comparación temática pero no así quizás en su audacia como propuesta independiente: Kids nos gana como icono contracultural, inevitablemente. Bang Gang es el nombre que reciben las orgías que comienzan a improvisar unos adolescentes hastiados por el absoluto coñazo de los días ordenados y de estética Instagramera que viven en las afueras de un pueblo francés.

En medio de la confusión de su propia transición vital e infectados de hormonas hasta la zombificación, Alex, George, Gabriel, Laetitia y varios de sus compañeros de clase y de abulia veraniega deciden pasar su tiempo libre fornicando entre ellos como si no hubiera un mañana; añadiendo algunas drogas que ayuden a desengrasar los últimos atisbos de pudor. Sus últimas hazañas comienzan a ganar adeptos en las redes sociales mientras ellos permanecen narcotizados por un nihilismo que solamente parece quebrar un vídeo de YouTube... Y quizá alguna que otra enfermedad venérea...

Por su parte, el documental británico producido por VICE, Chemsex, se adentra en la deriva más sórdida de la moderna escena gay londinense, en donde sus jóvenes (y no tanto) protagonistas testimonian la violenta espiral por la que se deslizan entre prácticas sexuales 'extremas' aliñadas por drogas principalmente intravenosas y con el VIH y la hepatitis C campando a sus anchas por pasadizos oscuros, mazmorras y salones privados.

La adicción alfisting, a Grindr y a la metanfetamina, el GHB y a la ketamina, como cóctel anestésico que consume con la rapidez de una cerilla numerosas vidas a la deriva. Las cifras son escalofriantes y el British Medical Journal ya identificó el pasado noviembre esta peligrosa combinación como un auténtico problema de salud pública, que comienza a penetrar con éxito en otros países europeos, como España. Tener cuidado si queréis seguir profundizando en vuestra investigación sobre este fenómeno y/o buscando trailers y escenas de morbosidad suculenta. Es más que probable que terminéis en...

No hay comentarios:

Publicar un comentario