Consejos sobre el Amor, Matrimonio, Noviazgo

viernes, 22 de enero de 2016

Las bajas temperaturas no favorecen al sexo

"Las bajas temperaturas no predisponen a mantener relaciones sexuales". Así lo revelan las conclusiones de la encuesta 'Mitos y realidades sobre sexualidad y anticoncepción en las millennial españolas', elaborada por Bayer en el marco de la campaña #MiDecisiónMasLibre.

Según datos de este estudio, realizado a mujeres entre 18 y 30 años, un 53% de las participantes reconoce experimentar cambios en su libido en función de la época del año en la que se encuentren. Pero el invierno es sin duda, la estación peor parada de todas, pues sólo el 33% de las mujeres prefieren esta época del año para dar rienda suelta a sus deseos. Dentro del invierno, las Navidades son las fechas donde hay una menor actividad sexual (28%) a pesar de las vacaciones y de los días libres.

Por su parte, como era de esperar, el verano (54%) y la primavera (48%) serían las estaciones en las que las jóvenes aseguran tener mayor actividad sexual. Esto tiene una explicación muy sencilla, y es cierto que el clima condiciona nuestro comportamiento. "La vida son ciclos, y el deseo sexual también lo es. En invierno hace más frío y hay menos horas de luz, algo que afecta a nuestro estado de ánimo, a nuestra vida en general y por tanto, también al deseo sexual", explica a FCINCO la psicóloga y sexóloga Nayara Malnero.

Según esta encuesta, el descenso de la libido en invierno parece darse de forma general en toda España, sin embargo, existe diferentes entre comunidades autónomas. Así, según los datos, Castilla-la Mancha (52%), Islas Baleares (46%), Comunidad Valenciana (45%), Murcia (44%) y Cataluña (43%) son las zonas en que la actividad sexual se mantendría algo más alta en el invierno, y en el lado contrario se situarían Extremadura (8%), País Vasco (13%), Castilla y León (18%) y Madrid (23%).

Influye también que "el verano es normalmente la estación donde más probabilidad hay de conocer a la gente, al tener vacaciones, estar más tiempo en la calle o tener más tiempo libre. No tiene por qué ser así pero si es cierto que en verano solemos estar más tiempo en la calle y aumenta por ello, la probabilidad de conocer a gente", añade la especialista.
Otros obstáculos

No sólo el frió es un obstáculo para el sexo, también pueden serlo algunas franjas horarias. De hecho, según explica el documento, la motivación el deseo para mantener relaciones cambia en función del momento del día en que nos encontremos: la noche es la preferida entre las participantes, ya estén solteras, casadas o viviendo en pareja, después prefieren el momento de la siesta (55,7%) y por último la mañana (40,8%).

Pese a todo, el invierno no es tan malo para el amor, de hecho no es nada malo. Puede que el invierno no sea propicio para el sexo pero sí lo es para la creación de relaciones de pareja monógamas y más estables. La explicación científica que se da al respecto es que cuanto más bajas son las temperaturas, más oxitocina se segrega. Según mantienen algunos estudios, la oxitocina se relaciona con la formación de vínculos estables dentro de una pareja, y por tanto el invierno es propicio para ello, al pasar más tiempo en casa o más tiempo pegado a la otra persona.
No olvidar nunca la protección

Sea en invierno, en verano o cuando sea, es importante recordar, y así lo señalan los expertos, el uso de la protección en las relaciones sexuales. Así lo recuerda la campaña #Midecisiónmaslibre, haciendo hincapié en la existencia de más de 15 métodos anticonceptivos. De este modo, Malnero insiste en que es fundamental que las chicas sepan elegir un buen método anticonceptivo, el que mejor se adapte a ellas.

Realmente, puede parecer que esto es algo que ya se sabe, que no hace falta recordar o que se da por hecho, sin embargo, lo que a veces creemos no se ajusta con la realidad. A los datos nos referimos: pese a toda la información existente, sólo una de cada cinco jóvenes españolas no utiliza ningún método anticonceptivo. Así lo revelaban algunos datos de esta misma encuesta que fueron presentados el año pasado.

Por ello, los expertos ven necesarioremarcar el uso de anticonceptivos en todas y cada una de las relaciones sexuales, bien para evitar enfermedades de transmisión sexual o embarazos no deseados. "Para prevenir las infecciones de transmisión sexual, es imprescindible utilizar preservativo, ya sea masculino o femenino. Una buena idea es utilizar el doble método, es decir, combinar un método anticonceptivo hormonal con el preservativo", concluye Malnero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario